SI TIENES UN HIJO

46
48
SI TIENES UN HIJO
SI TIENES UN HIJO

Si tienes un hijo varón, ve tejiéndole unas alas con hilos rojos de admiración, cosidas con agujas de dignidad y plumas de ángeles en libertad y en su mochila, el día que parta, coloca el latido de tu corazón, y varitas de hogar para comenzar su propio nido para que encuentre el amor de una mujer y lo dignifique con tu ejemplo.

Porque los hijos varones, no siempre regresan, se les ha sido dada la semilla y han de cuidar que crezca sana, por eso si tienes un hijo varón, dale principios, sentido de responsabilidad y aprecio por su nombre, porque son los varones los que resguardan el corazón de las mujeres y quienes no deben perder nunca su admiración.

Si tienes un hijo varón, sabrás que hay que amarlos en la misma medida que los vas soltando, sabrás lo que duele y lo mucho que te enseñan, si tienes un hijo varón has tenido la gran oportunidad de enseñarle de primera mano el motivo de la confianza de las mujeres, la fortaleza que les aportan y el inmenso amor que les inspiran.

Si tienes un hijo varón, sabrás que a ellos se les ama en la misma medida que se les empuja a volar, con orgullo y con confianza, con aprecio y admiración por su temperamento y con la satisfacción que provoca su apuesta por el futuro, porque los hijos varones se guían por la fuerza del espíritu y amarán fuertemente en libertad, como tú encontraste el tuyo.

Cerca o lejos, si tienes un hijo varón, has ayudado a construir el mundo que necesitamos todas las mujeres, de respeto, de esperanza, de valor y de dignidad de género.

¿Qué importancia tiene nacer del sexo deseado?

En cuanto a la pregunta si soy o no del sexo deseado, son cosas que muchas veces podemos intuir. De nuevo si preguntamos a los padres, algunos dirán lo que de verdad deseaban y otros, por esa creencia de que nos protegen, nos dirán que les daba igual.

Mi opinión personal es que aún cuando “te da igual”, pues es tu hijo o hija quien va a nacer, y se supone que lo vas a querer, siempre tenemos una preferencia. En mi caso personal, yo tengo dos hijas preciosas, las cuales amo con todo mi ser. En los dos casos, a mi me “daba igual” del sexo que fuesen, aunque si soy realmente sincero, deseaba un niño, y más todavía con la segunda. Cuando me enteré de que eran niñas, me alegré igualmente y pensé: “más mimado me van a tener” y para nada lo viví como una decepción, pero hay que tener en cuenta, que mis hijas, sobretodo la segunda, inconscientemente sabe que su papá prefería un niño, y eso, aún cuando sólo tiene un añito, ya se nota en algunos comportamientos.

¿Cómo me puede afectar no ser del sexo deseado?

En muchos casos, estas personas no se sienten reconocidas por lo que son, y tienen la sensación de que para que les quieran, para que les miren, tienen que ser cosas que no son. Pueden llegar a tener problemas importantes de falta de personalidad, y verse siempre haciendo lo que los demás quieren, para de ese modo sentirse aceptados.

Además tienden a masculinizarse o feminizarse, dependiendo de cómo fueron deseados. Todos, tanto hombres como mujeres, tenemos una parte femenina y una parte masculina, pero si eres un hombre y cuando naciste deseaban una niña, vas a ser un hombre con la parte femenina más desarrollada de lo normal. Inconscientemente funciona así: si mis papás querían una niña, yo siento que para que me quieran y me miren, tengo que feminizarme. En este ejemplo, dependiendo de con cuánta intensidad se deseaba que fuese niña, así será la intensidad con la que este hombre se feminiza.

Una curiosidad en cuanto a este tema, es que en un porcentaje muy alto, cuando una persona es zurda, ha sido deseada del sexo contrario.

En este caso, esto se podría ver en diferentes preferencias o comportamientos, a veces muy sutiles. Pero en líneas generales, si soy hombre deseado como mujer, voy a ser un hombre más sensible, me van a gustar cosas o voy a tener comportamientos que históricamente han sido “cosas de mujeres”, y mi pareja tendrá que ser una mujer que haya sido deseada como hombre, para de ese modo equilibrar lo que en el Tao llamarían el Yin y el Yang.

Algunos ejemplos podrían ser:
– Mi mujer sale a trabajar, y yo me quedo a cargo de la casa y los niños.
– Cuando vamos en coche, siempre conduce ella.
– Me entiendo mejor con las mujeres que con los hombres.

Aquí, como digo, cada caso es particular y los ejemplos que pongo, sólo pueden servir como ejemplos, pero no quiere decir que porque una mujer siempre sea la que conduce, haya sido deseada como hombre.

También quiero dejar claro que no se trata de machismo ni feminismo, simplemente en nuestro inconsciente colectivo hay una información que dice que tareas y conductas han tenido a lo largo de la historia más las mujeres que los hombres y viceversa.

¿Qué hago si yo deseaba un niño y nació una niña, o al revés?

Primero de todo, ten en cuenta que esto es normal, y que no tiene sentido que uno se culpe por haber deseado que su hijo o hija fuese del sexo contrario. Segundo, no lo ocultes. Tercero, en mi caso personal, lo hablaré con naturalidad y añadiré todo lo que me emocioné cuando supe que finalmente eran niñas, y todo lo que siendo niñas ellas me aportan a mí como padre y a la familia. Siempre reforzando su amor propio y dejando claro que las amo como son y por lo que son, y que no necesito que sean otra cosa.

Un momento!! Todavía no salgas de quí!!! Estamos convencidos de que el contenido relacionado que te mostramos a continuación también te va a interesar. Con el podrás: Descubrir artículos relevantes que todavia no conocias. Invertir menos tiempo en ir a la busqueda de articulos. Interactuar con paginas afines a la nuestra donde nos importa la calidad. Y es que estos articulos estan pensados para completar la información que acabas de leer. Por eso, te invitamos a que lo visites y que disfrutes mucho de su lectura.

POR

46 Comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here