Asana de Yoga para equilibrar Hiporitoidismo

46
401

Algunas veces y a pesar del tratamiento que estemos tomando, necesitamos darle al cuerpo un empujoncito para que se ponga en movimiento.

Todo sirve, tanto los remedios, como la optima actitud emocional, como la alimentación… ahora llegamos un poco mas lejos todavía y vamos a ir implementando posturas yoguicas que nos van a favorecer a que el cuerpo se ponga en su lugar, a que las glándulas que nos dan problemas se equilibren y vuelvan a su función original.

Para ello tenemos en este reportaje unas posturas de yoga que te ayudaran a regular tu glándula tiroides en el caso de que tengas hipotiroidismo.

Solo sigue las indicaciones, sin pasarte.

Si en algún momento sientes que estas forzando demasiado tu cuerpo, deshaz la asana lentamente y relájate respirando profundamente.

– Vela (sarvangasana)
Estimula la glándula tiroides mejorando así el equilibrio entre los sistemas circulatorio, digestivo, de reproducción, nervios y glandular.

Aclara los problemas psicológicos al llevar al cerebro una buena provisión de sangre fresca.

Ayuda a aliviar el asma y la bronquitis. Sirve para curar las hemorroides, tonifica el abdomen, las piernas, los órganos
reproductivos femeninos, la columna y el cuello.

Favorece la inducción al sueño, actúa como descanso energético, descongestiona la garganta, neutraliza las palpitaciones del corazón y normaliza el funcionamiento de los intestinos. Las glándulas tiroideas y paratiroides se ven estimuladas gracias a la irrigación sanguínea.

También te interesara:  Máxima concentración: Padma Vrschikasana

Para fines espirituales debe concentrarse en vishuddi chackra, como ejercicio físico y mental, en la glándula tiroides o en la respiración.

Técnica: acuéstese boca arriba con los pies juntos y las manos a los costados, con las palmas hacia abajo usando los brazos como palancas, levante las piernas y la espalda a una posición vertical. Doble los codos y use los brazos como soporte, presionando la espalda con las palmas para mantenerlas firmes.

Las piernas y tronco deben extenderse derechos hacia arriba, formando un ángulo recto con su cuello, el pecho debe presionar la quijada.

Variantes:
Efectuada la postura base, separe la piernas tanto como pueda, dejándolas que caigan hacia los lados, pero no hacia atrás, y tratando de que se mantengan completamente estiradas.

Variante
Una vez efectuada la postura, conduzca una de las piernas hacia atrás hasta tocar el suelo con el pie. Trate de que ambas piernas se mantengan bien estiradas. Efectue la variante con una y otra pierna.

Variante
Establecido en la postura inicial, conduzca la pierna hacia un lado y ligeramente hacia detrás, hasta que la punta del pie se situe en el suelo. Trate de que ambas piernas estén bien estiradas y ejecute la variante con una y otra pierna.

Variante
Tras haber efectuado la postura base, flexione una pierna y coloque el pie sobre el muslo de la otra pierna. Adoptando así, con la pierna el medio loto. Aparte la rodilla de la pierna doblada del rostro tanto como pueda. Efectue la variante con una y otra pierna. No olvide regular la respiración.

También te interesara:  Paschimottanasana, la pinza

Vela inclinada (viparita karani)
Esta postura es similar en todos sus aspectos a sarvangasana, siendo mas fácil de realizarse, es recomendada para principiantes y a las personas con cuello rígido que no pueden ponerlo en ángulo recto con el tronco.

Sedante del sistema nervioso, actúa como sello gestual sobre el Vishuddi chakra.

Un momento!! Todavía no salgas de quí!!! Estamos convencidos de que el contenido relacionado que te mostramos a continuación también te va a interesar. Con el podrás: Descubrir artículos relevantes que todavia no conocias. Invertir menos tiempo en ir a la busqueda de articulos. Interactuar con paginas afines a la nuestra donde nos importa la calidad. Y es que estos articulos estan pensados para completar la información que acabas de leer. Por eso, te invitamos a que lo visites y que disfrutes mucho de su lectura.

Técnica: es la misma de sarvangasana excepto que en la posición final no se presiona la quijada contra el pecho. En la postura final el tronco se mantiene en un ángulo de 45º con respecto del suelo.

Compartir

46 Comentarios

  1. A MIS 4 ANIOS HACIA TODO ESTOS EJERCICIOS CON LAS ALUMNAS ADULTAS DE YOGA, DE UN TALLER INTEGRAL DONDE TAMBIÉN HABÍA ARTE Y DECLAMACIÓN TAMBIÉN PARA ADULTOS Y NINIOS… EXTRANIO HACERLOS… GRACIAS POR REAVIVIAR MI MEMORIA!!!!!! DESDE POSADAS, MNES.ARG.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here