Herbolario

Una planta con efectos espectaculares

By  | 

La Berberina… Una planta con efectos espectaculares (le va a costar creerlo)
Existe un extracto de planta contra la diabetes poco conocido, la berberina, cuyos efectos son tan espectaculares que no me va a creer cuando se lo cuente.

Es tan poco conocida que incluso mi corrector ortográfico subraya berberina en rojo. Tampoco conoce esa palabra, y por eso cree que me he equivocado al escribirla.

Para mí, que esto sea así es absolutamente lamentable.

Algo no funciona

En efecto, la diabetes es una de las peores plagas contra la salud de la actualidad, y el hecho de que nadie hable de la berberina es una nueva señal de que algo no funciona en nuestro sistema de salud.

Y no es que el extracto de esta planta se descubriera la semana pasada en lo más recóndito del Amazonas… En absoluto. La berberina es objeto de veneración en la medicina tradicional china y de la India (ayurveda) desde hace
miles de años.

Tampoco es que sus efectos se conozcan poco ni que se dude de ellos; su acción se ha estudiado hasta el más mínimo detalle por parte de los científicos (luego hablaré de ello) y, aunque parezca increíble, se sabe con exactitud cómo esta planta es capaz de:

Reducir la producción de glucosa en el hígado.

Mejorar la sensibilidad a la insulina.

Estimular la absorción de la glucosa sanguínea por parte de las células.

Disminuir la tasa de azúcar en la sangre.

Y, con ello, eliminar como de un plumazo los graves problemas que amenazan la vida de los diabéticos y que pueden provocar las complicaciones atroces que todos conocemos (desde insuficiencia renal hasta lesiones en el hígado, pasando por enfermedades de las arterias, infarto de miocardio, ictus, amputaciones e incluso ceguera).

Personalmente no encuentro ninguna explicación al hecho de que este extracto de planta sea tan poco conocido y utilizado. Sin embargo, Julien Venesson, mi respetado colega y amigo redactor jefe de la revista mensual

Alternatif-Bien-Être, tiene una teoría propia al respecto.

“La planta que hace temblar a la industria farmacéutica”

Julien Venesson publicaba recientemente en su revista este titular: “La planta contra la diabetes que hace temblar a la industria farmacéutica”. (1) Según él, si la noticia se extendiera, podría “implicar la pérdida de miles de millones de euros en beneficios” para la industria farmacéutica, e incluso empujarla a “una situación cercana a la bancarrota”, ya que la berberina tiene muchas ventajas en relación con la metformina, el primer medicamento vendido contra la diabetes de tipo 2.

Y por esta razón, también según Venesson, “un extraordinario silencio planea en torno a los últimos datos científicos” sobre los efectos secundarios peligrosos de la metformina. El objetivo es evitar que se hable del tema con el fin de que el público se percate lo más tarde posible de las ventajas de la berberina.

¿Es posible que esto suceda?

Me cuesta pronunciarme sobre este asunto. ¿Realmente la industria farmacéutica ejerce un control tan grande sobre la información? ¿Y a escala mundial? ¿Puede ella sola impedir que salga a la luz un extracto de planta cuyos efectos podrían transformar la vida de millones de personas?

Por ejemplo, para:

Ahorrarles la perspectiva angustiosa de la amputación en una mesa de operaciones.

Permitirles que se controle la diabetes, aportándoles otros efectos beneficiosos para la salud, y todo ello sin ningún efecto secundario.

Evitar la toma diaria de metformina que -en casos poco frecuentes pero completamente reales- provoca acidosis láctica, una enfermedad mortal causada por una menor oxigenación de las células.

Sin contar con que, hoy en día, se sospecha que la metformina masacra el nivel de testosterona en los hombres, lo que les arruina la virilidad.

Pero el efecto negativo más encubierto de la metformina es también el que no se experimenta al instante: reduce la absorción de dos nutrientes esenciales, la vitamina B9 y la vitamina B12. Las consecuencias a largo plazo pueden ser sencillamente desastrosas para el sistema nervioso (depresión, demencia…) y también para el corazón.

Entonces, ¿cómo, en estas circunstancias, la berberina no es más conocida como alternativa natural al tratamiento de la diabetes? Para mí sigue siendo todo un misterio.

Los fabricantes de complementos alimenticios son responsables

No obstante, lo que es seguro es que las autoridades sanitarias, los prescriptores de protocolos de tratamiento y los grandes medios de comunicación en algún punto no hacen bien su trabajo y permiten que el público en general, y los pacientes en particular, continúen sumidos en la ignorancia en cuanto a las virtudes de la berberina contra la diabetes.

También los fabricantes de complementos alimenticios naturales son responsables, según mi opinión. Tan sólo he encontrado uno (Supersmart) que ofrece la berberina, ¡en el conjunto de todo el mercado europeo!

Y eso que se trata de un producto totalmente seguro, legal, autorizado, que podría encontrarse en los estantes de cualquier tienda ecológica. Sin embargo, no se encuentra en ninguna parte; es como si a todo el mundo le importara un bledo, incluidos los comerciantes, cuyo trabajo es precisamente hacer llegar los productos al mercado.

Y por eso me parece tan importante hoy en día sacar a la luz la berberina; quizás así un mayor número de laboratorios se den cuenta de que deben difundirla, porque realmente se trata de una cuestión de salud pública.

La berberina: un extracto de planta muy potente

La berberina es un alcaloide que producen determinadas especies vegetales, como la argémona mexicana, el agracejo, la hidrastis e incluso el coptis japonés.

Un alcaloide es una molécula orgánica con base de nitrógeno. Lo puntualizo porque es importante. En efecto, los alcaloides son moléculas por lo general altamente tóxicas, pero que pueden tener una actividad farmacológica en dosis bajas.

Y ya conoce algunos: la quinina (que trata el paludismo), la cafeína, la morfina, la cocaína y la betaína son alcaloides.

Como sus primas alcaloides, la berberina tiene numerosos efectos sobre el cuerpo humano: estimula la inmunidad, destruye los hongos parásitos (en los intestinos, en la piel) y regula los problemas intestinales.

Pero sobre todo es eficaz en el caso de la diabetes de tipo 2.

La berberina es más eficaz que la metformina contra la diabetes de tipo 2

Ya hace mucho tiempo que un ensayo clínico, publicado en la revista Metabolism, indicó que la berberina tenía los mismos efectos que la metformina contra la diabetes, sin tener sus efectos secundarios.

Los investigadores concluyeron que ambos productos tenían “efectos idénticos en la regulación del metabolismo de la glucosa”. (2)

Un estudio reciente que resume los resultados de 14 estudios de intervención sobre la berberina (lo que es muchísimo) ha llegado a la siguiente conclusión: (3)

La berberina reduce la tasa de azúcar en sangre igual de bien que la metformina.

La berberina disminuye los lípidos sanguíneos (colesterol, triglicéridos) mejor que la metformina.

Y eso no es todo; las personas que toman berberina podrían obtener beneficios a otros tres niveles:

Ralentiza el avance del cáncer de próstata (lo que afecta a muchos hombres a partir de una determinada edad).

Tiene virtudes en la prevención de la enfermedad de Alzheimer.

Disminuye el riesgo de enfermedades del corazón y las arterias.

¿Cómo funciona la berberina?

La berberina actúa sobre un regulador del metabolismo básico, que también está presente en todos los animales y todas las plantas: la proteína quinasa activada por APM (APMK).

Si se aumenta la actividad de la APMK, la berberina es también capaz de activar el metabolismo; es decir, de acelerar el mecanismo de transformación de los nutrientes (glucosa, lípidos) en energía celular.

De este modo, para las personas que padecen diabetes de tipo 2, en la que las células han dejado de absorber la glucosa de la sangre, por falta de insulina o de sensibilidad a la insulina, una simple toma de berberina permite aumentar la absorción de la glucosa por parte de las células, así como aumentar la sensibilidad a la insulina y reducir la producción de glucosa por parte del hígado.

En las personas que tienen problemas cardiovasculares, la APMK aumenta la combustión de los lípidos en las mitocondrias. Estimula la producción de oxígeno nítrico, que relaja los músculos de las arterias, a la vez que aumenta la circulación sanguínea, disminuye la presión arterial y protege contra la arterioesclerosis.

Las únicas contra-indicaciones atañen a las mujeres embarazadas. Sin embargo, ni que decir tiene que las personas que toman metformina no deben en ningún caso pasarse a la berberina sin el consentimiento de su médico. Desde luego vale la pena que le consulte para probar este tratamiento natural

4 Comments

  1. S H.

    29/04/2016 at 07:17

    pero como siempre mucha informacion de las bondades y milagros de las plantas medicinales y nunca he leido que digan donde conseguirla ni como se utiliza, entonces de que sirve tanta informacion y tantos estudios en universidades del mundo, si lo mas basico no lo dicen nos quedamos igual de ignorantes a cerca del producto

  2. Imelda Vidrio

    Imelda Vidrio

    26/04/2016 at 00:03

    Como siempre el cerdo humano perdón el ser humano.

  3. Hannah Günëy

    Hannah Günëy

    25/04/2016 at 07:36

    Imelda Vidrio

  4. Mapat Samano

    Mapat Samano

    19/03/2016 at 03:31

    En Mexico, donde puedo comprar la Berberina? Se conoce con el mismo nombre? Gracias.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *