Consejos

TRUCOS PARA NO PERDER LA MEMORIA

By  | 

Resulta fundamental es en estos tiempos que nuestro móvil y nuestro ordenador nos recuerda absolutamente todo que no nos olvidemos que necesitamos recordar… No ejercitamos nuestra memoria y eso traerá inevitablemente consecuencias cuando nos hagamos mayores. En este post descubre los mejores trucos para memorizar y tómate muy en serio ejercitar tu memoria, ya sea apuntándote a estudiar de nuevo o entrenando tu memoria en la cuestión que te parezca.

Los investigadores estiman que perdemos el 90% de todo lo que aprendemos inmediatamente después de aprenderlo. El noventa por ciento….

Así que a continuación te muestro los 12 pasos a seguir para que te sea más fácil memorizar todo aquello que aprendiste.

1. Reconoce cómo se aprende
Los estudiantes no aprenden cómo aprender. Directamente nos arrojan hechos y cifras y nos piden que lo memoricemos.
No se habla sobre el proceso de aprendizaje y lo que sucede en este, cómo el cerebro convierte la información en memoria y cómo podemos recordarla.

2. Motivación
Cuando te interesa un tema, eres más propenso a recordar lo que has aprendido.
Motívate a ti mismo. Si coges un tema que te resulta atractivo, tendrás mayor probabilidad de recordarlo todo.

Aprender una tarea, engendra un deseo insaciable de aprender más, y tu hambre crece a medida que te das cuenta de lo mucho que hay que aprender en el mundo.

Por otro lado, si estás desmotivado para aprender algo, entonces tu cerebro, va a estar menos interesados y, por tanto, hay menos probabilidad de que lo recuerdes

3. Concentración
Cuando te encuentras cansado o distraído, entonces es muy difícil para tu mente convertir información en memoria.
Estableciendo un espacio tranquilo, sin distracciones, cuando estés en el proceso de aprendizaje, será más probable que recuerdes los detalles de lo aprendido.

4. Escuchar y leer, no son las mejores maneras de aprender
Con el fin de aprender algo bien, debes concentrarte, y mientras escuchas y/o lees la lección, no haces más que distraerte. Las actividades deben ser prácticas y, como humanos que somos, todo nuestro mejor aprendizaje proviene de los errores que cometemos.

Algunas de las mejores formas de aprender son las discusiones y la enseñanza en grupo.

5. Vuelve a repasar lo estudiado
Debes desafiar a tu mente para recordar lo que has aprendido. Esto te permite, no sólo saber que tu memoria funciona, sino también, mejorar la capacidad de convocar la información que has aprendido.

6. Tomar descansos
Divide tu aprendizaje, y dale a tu cuerpo y tu mente un poco tiempo para relajarse. En promedio, un individuo puede permanecer centrado en una tarea durante unos 45 minutos. Presta atención a las señales físicas y mentales para afinar la duración de tu tiempo de aprendizaje. Ajusta tu tiempo de estudio en consecuencia.

7. Estudia antes de acostarte y nada más despertarte
El mejor momento para aprender, o revisar la información que has aprendido, es justo antes de irse a dormir y justo cuando te despiertas. En estos momentos tu cerebro segrega sustancias químicas que están diseñadas para hacer que tu memoria sea más concreta. En otros momentos del día, la mente está sobrecargada de información constante, por lo que no hay mucho espacio para nada nuevo.

8. Relacionar lo aprendido con lo conocido
El aprendizaje no es una actividad estática. Tu cerebro trata de hacer conexiones entre la información que estás aprendiendo y las cosas que ya sabes.

Una vez más, no basta con ver en los hechos y las cifras. Debes desarrollar un conocimiento práctico del proceso y de los detalles, proporcionando de este modo a tu cerebro un marco para el aprendizaje. Por otra parte, al conectar la información con lo que ya sabes, entonces tu mente recordará las similitudes particulares dentro del proceso.

9. Repetir, Repetir, Repetir

Repitiendo una actividad, proceso o detalle ayudas a recuperar lo aprendido.Si incorporas lo que deseas recordar en una actividad cotidiana, es mucho más probable que lo recuerdes. Por ejemplo, poner de contraseña del ordenador tu número de carnet de identidad, de esa manera tendrás siempre presente el número.

10. Hábitos de vida saludables
Tu salud mental, depende en gran medida de tu forma física y tu alimentación. Cada vez que estás hambriento o deshidratado, tu mente deambula por el mundo, o puedes entrar en “modo pánico” por el hambre. Por lo tanto, deberías mantener una dieta constante, evitando los alimentos que son altos en azúcar, no consumir demasiadas calorías, ya que puede hacer que te sientas lento…. En cambio, comer frutas, verduras y carnes magras mantienen tu cerebro sano.
Haz ejercicio regularmente. Un buen ejercicio cardiovascular mejora el flujo sanguíneo y el sistema inmunológico, que ayuda a restaurar tu energía mental para un mayor aprendizaje.

11. Reflexionar sobre lo aprendido
Tan sólo 15 minutos de reflexión sobre lo que has aprendido al final del día, esto te dará más confianza en tu proceso de aprendizaje, ya que verás la capacidad que tienes de recordar lo aprendido y tendrás ganas de continuar aumentando tu aprendizaje

2 Comments

  1. Josefina Laurito

    Josefina Laurito

    05/11/2016 at 03:51

    Carmen Josefina Laurito

  2. Rosa Martínez

    18/09/2016 at 14:48

    Cordial saludo,gracias todos los temas muy interesantes.
    Gracias

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *