Conciencia Emocional

CUIDADOS EMOCIONALES DURANTE EL EMBARAZO

By  | 

Continuamente nos hablan de la necesidad de cuidar nuestro físico cuando estamos embarazadas pero no se incide lo suficiente en los cuidados emocionales durante el embarazo, algo fundamental tanto en la madre como en el futuro bebé.

El nacimiento de un niño o una niña es una experiencia extraordinaria ya que envuelve al menos a dos personas, la recién nacida y la madre; aunque bien es cierto que la mayoría de veces supone un cambio importante para más gente (padre, abuela, tío,…), dependiendo de cómo esté estructurada la familia.

Pero el alumbramiento, esa gran transición evolutiva, lleva un proceso la mayoría de veces de aproximadamente unas 40 semanas de embarazo, que conlleva una serie de cambios hormonales y emocionales a tener en cuenta.

Si no te sientes nada bien emocionalmente, debes consultar con tu doctor para descartar la posibilidad de una depresión durante el embarazo.

En cualquier caso, es importante mantener una salud emocional y espiritual durante el embarazo, de la misma forma en que cuidas de tu salud física. Sentirte bien tanto por fuera, como por dentro, te ayudará a disfrutar más de tu embarazo y le estarás dando a tu bebé el mejor entorno posible.

Tu salud mental

Intenta sentirte mentalmente lo mejor que puedas durante el embarazo. Las tensiones y el estrés no te van a hacer ningún bien, en un momento en el que necesitas toda tu energía, y cuando estás pasando por tantos cambios.

Muchas mujeres tenemos una educación tradicional en las que se nos ha enseñado a ser las responsables del funcionamiento de la casa y de la atención de todos los miembros de nuestra familia. A menudo nos sentimos culpables si no podemos cumplir con todas estas obligaciones.

Sin embargo, durante el embarazo es necesario adoptar otra actitud mental, porque físicamente no podemos responder a estas exigencias de la misma forma. Y si además no tenemos familiares alrededor que nos puedan ayudar, es posible que se nos haga más difícil seguir el ritmo normal.

Habla con tu pareja, y con los que te rodean, para que entiendan que vas a necesitar ayuda y no te sientas culpable si hay días en los que tienes que dejar cosas sin hacer. Y sobre todo, recuerda que tan importante como no cansarte, es no sentirte culpable por tomar un rato para relajarte. La clave para una buena relajación, es estar relajada mentalmente.

Por otra parte, si sientes que durante el embarazo hay ciertas emociones que te están produciendo angustia, o hay alguna situación a tu alrededor que te está desequilibrando, consulta con un profesional.

Por ejemplo, si hay muchas discusiones con tu pareja o si has perdido a un bebé anteriormente y tienes ahora mucho miedo de que esa situación se repita.

Tu salud mental es importante siempre, pero especialmente ahora. Hablar con un psicólogo, puede ayudarte a poner las cosas en perspectiva.

Tu espiritualidad

La espiritualidad es una parte importante de la vida de muchas mujeres y algo muy reconfortante durante el embarazo.

Una buena forma de calmar el estrés es la meditación. Hay muchos tipos de meditación que te pueden servir, te mostramos un ejercicio a modo de ejemplo:

Busca una hora tranquila durante el día, o cuando te levantes, en la que no haya ruidos a tu alrededor. Siéntate en una silla o sillón con la espalda recta, los pies en el suelo y las manos sobre tu regazo.

Cierra los ojos y respira pausada y relajadamente. Intenta enfocarte nada más en la ligera sensación refrescante cuando el aire entra por la nariz y en la sensación tibia cuando el aire sale, apartando el resto de tus pensamientos.

Si te das cuenta en un momento de que estás pensando en algo, vuelve tranquilamente a enfocarte en la sensación de la nariz. Puedes meditar durante 10 ó 15 minutos, o más tiempo si te gusta el ejercicio. También puedes buscar algún libro sobre meditación para guiarte.

Otra opción es hacer yoga durante el embarazo.

Sea cuál sea la forma que escojas para relajarte, lo que importa es que te sientas bien interiormente durante el embarazo. Busca aquello que te dé paz interior y practícalo de forma regular, sea paseos en la naturaleza o ejercicios de respiración. Le transmitirás esa sensación de bienestar a tu bebé.

Resumiendo: Los aspectos a tener en cuenta para un embarazo saludable a nivel emocional son:

  • Durante el embarazo debéis buscar espacios para la tranquilidad de manera individual, no os escondáis detrás de pensamientos como “no hay tiempo”, “lo haré luego”,… guardar espacios siempre por muy pequeños que sean.
  • Es importante centrarse en los detalles positivos para el desarrollo de vuestro embarazo y preguntar a vuestra ginecóloga y/o matrona, y no tanto en las posibilidades negativas remotas: ilusión por cómo será su educación, experiencias futuras con el bebé, sensaciones emocionales positivas de cada uno de vosotros,…
  • Buscar espacios y contextos sociales que os provoquen emociones positivas en pareja: si sé que estar con determinadas amistades nos reporta paz quedar más a menudo, acudir a entornos que os evoquen sentimientos positivos a ambos,…
  • Seguir desarrollando experiencias personales que sean gratificantes y que pongan tus habilidades frente a retos. No olvides que a parte de ser una futura mamá eres muchas más cosas y reforzar estos aspectos fortalecerá tu seguridad.
  • Compartir tareas dentro del hogar: involucrarse en la tarea de ser madre eleva el nivel exigencia y provoca la necesidad de cargar con toda la responsabilidad. El padre es importante en este proceso y es necesario flexibilizar y compartir exigencias para desconectar y disfrutar mucho más del embarazo.
    Descarga tus preocupaciones y tus alegrías, tienes derecho nunca lo olvides.
  • Potenciar las relaciones de afecto dentro de la pareja, este espacio de intimidad os servirá más de lo que pensáis y favorecerá vuestro vínculo afectivo y fuerza como futuros padres.

3 Comments

  1. Mica Bettini

    Mica Bettini

    02/09/2016 at 02:43

    Seeeee ponele!!

  2. Luz Rodríguez

    Luz Rodríguez

    02/09/2016 at 00:31

    Básicamente me tengo que tomar una agarompa jajaja ooooooommmmmm

  3. Mica Bettini

    Mica Bettini

    02/09/2016 at 00:21

    Luz Rodríguez

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *