Inteligencia Emocional

Cómo lidiar con el abuso emocional

By  | 

El abuso emocional se presenta de muchas formas. Cualquier sea la forma de abuso que hayas sufrido, debes de saber que puedes superarlo. Para poder mantener este artículo en claro, alternaremos entre generos en los siguientes pasos.

Este articulo se relaciona más con adultos en los cuales todavía hay cabida al cambio en sus relaciones. Sin embargo, si tienes miedo por tu salud inmediata, llama al numero de emergencias de tu localidad.

Date cuenta que no puedes cambiar como se comporta tu pareja, solo tu reacción hacia el o ella. Puedes de tratar de mostrar a tu pareja cuanto te está lastimando, y esperar a que tu pareja se de cuenta de que te está lastimando. Solo entonces puedes esperar que tu pareja cambie. Sin embargo, no puedes forzar a que cambie. Tu pareja debe de reconocerlo y decidir si quiere o no cambiar.

tu energía es muy efectiva cuando cambias. Después de un tiempo, tu pareja empezará a responder y a cambiar. El cambio toma tiempo, así que tienes que ser paciente. Sin embargo, si pasa el tiempo, y no cambia deberías de considerar otras cosas.

Establece nuevos y razonables terminos para la relación teniendo las consecuencias en claro. Decidan (de preferencia juntos) que van a necesitar aprender una nueva forma de estar en esa relación. El abuso a menudo existe porque la debilidad emocional del “abusador” demanda ejercer control sobre otros para sentirse seguro. Que te quede en claro, ya que es importante: “El abuso empieza por las inseguridades y los problemas de confianza del “abusador”.

Se desarrolla comúnmente por la inhabilidad de la víctima para reconocer el comportamiento abusivo o por la impotencia de la victima. Establece que todas las interacciones serán honorables, y serán que se excluirán las siguientes actividades: insultarse, levantar la voz, aventar objetos, etc. y que si alguno rompe ese compromiso, entonces deben de separarse inmediatamente. Prepárate para aceptar que talves esto nunca pase, especialmente si estas en una etapa avanzada de abuso, y que tu compromiso con una relación saludable y respetuosa puede ser el resultado de la terminación de una relación abusiva.

Establece límites. El abuso, en general, es una cuestión de falta de respeto que usualmente involucra una falta de límites. Si tú eres el/la que esta recibiendo el abuso, te toca a ti poner limites en a relación, y apegarte a ellos. Déjale saber a tu pareja que ya no vas a permitir más el abuso.

Desarrolla una inteligencia emocional. En el caso de abuso, ambas partes suprimen emociones importantes, sin saberlo. Los que reciben el abuso se sienten incomodos de mostrar enojo, el cual es necesario para establecer límites.

Los abusadores usualmente expresan miedo, no enojo, cuando abusan. Expresa tus sentimientos más profundos en formas que sepas van a recibir respeto y apoyo, ya sea en un diario, un blog, un grupo de amigos o familia en la que confíes, un profesional o un psicólogo.

Entiende las dinámicas de una relación. Algunas relaciones se forman simplemente de atracción física, otras por conductas aprendidas, etc. Es importante entender que no todas las relaciones están formadas en el campo intelectual y emocional. Algunas no tienen forma, y otras puede que cambien con el tiempo.

Si sientes que es seguro quedarte y aprender nuevas cosas con tu pareja, entonces ve bien la dinámica de la relación y ve que puedes aprender de ella. Si no te sientes seguro de seguir en esa relación, y sientes la necesidad de terminarla, entonces reflexiona sobre que fue lo que pudiste haber aprendido acerca de los patrones de la relación. El aprendizaje puede ser sobre valorarte a ti mismo, aliviar viejos traumas, o expresar emociones de manera saludable

Descubre la fuente de tu seguridad. Es fácil pensar que tu pareja está encargo de tu seguridad, pero esto no es cierto. Tú eres el/la única que crea tu seguridad. Haces esto mediante la toma de decisiones. Tienes un sentido dentro de ti mismo que te ayuda a tomar decisiones que creas son buenas para ti, y que te mantendrán feliz y a salvo. Cuando aprendas a ponerle atención a tus instintos, aprenderás a tomar decisiones correctas.

Busca ayuda profesional. Busca algún profesional que te ayude con el problema. Es posible que en estas terapias puedan desahogarse sobre el problema emocional. Busca un buen sistema de apoyo, preferiblemente uno que no utilice un enfoque de culpa.

Debes de saber cuando decir adiós. A veces las relaciones simplemente no van bien y no pueden salvarse. Por tu bien, y el bien de tu salud mental, trata de reconocer desde el principio si es posible que se pueda salvar la relación. La razón por la cual salimos antes de casarnos es para descubrir si somos compatibles o no. Si no eres feliz en tu relación, y haz sido infeliz por más de la mitad del tiempo que han estado juntos, entonces vete.

Consejos

◾Sé firme y claro con tus decisiones para cambiar seriamente tu relación. Al mismo tiempo, no grites ni insultes.

◾Escoge verte a ti y a tu pareja como buenas personas que, en este momento, no saben como relacionarse saludablemente. El estrés de estar en una relación abusiva crea una híper-sensibilidad. Aprende como relacionarte con tu pareja en una forma saludable para demostrar que todavía hay esperanza en tu relación.

Recuerda que ambas partes deben de esforzarse para lograr un cambio. Simplemente haz un compromiso para aprender que es lo que se necesita para crear una relación saludable, amorosa y vibrante. Culparte a ti mismo o a otros es opcional y solo mantiene la dinámica de castigo.

◾En algunos casos, el abuso es tan severo o el abusador no quiere cambiar que lo único que necesitas es retirarte de esa relación. Si haz intentando evitar el abuso constantemente sin cambio alguno, o tu pareja abusa de ti físicamente, entonces termina la relación. Vete de la casa, y no digas donde te pueden encontrar, y por último ve y habla con un profesional.

Advertencias

◾Si decides terminar una relación abusiva, asegúrate de tener apoyo, y pone atención a todas las opciones que tengas para mantenerte a salvo.

◾Haz todo lo razonablemente posible para crear una buena relación antes de irte, dándole a tu pareja las mismas oportunidades para que no queden asuntos sin resolver, y que no tengas un sentimiento de culpa por haber destruido un compromiso que se pudo haber reparado.

◾Recuerda que a menos que seas menor de edad lidiando con padres abusivos, “puedes irte cuando quieras.” Nadie te culpara por irte y cuidar tu salud mental.Asume tu responsabilidad en el abuso, y reconoce que estos elementos los puedas arrastrar a otra relación si no los reparas y pones de tu parte en la relación que estas. ◾Sin embargo, si el abuso origina en tu familia, es mejor notificar a otros miembros de tu familia, para que se trate este caso de manera apropiada.

2 Comments

  1. Irene Beatriz López

    Irene Beatriz López

    08/02/2016 at 18:11

    NO pierdas el tiempo, NO cambian.

  2. Irene Beatriz López

    Irene Beatriz López

    08/02/2016 at 16:53

    Me saca de quicio.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *