Salud General

CINCO CAUSAS DE LAS ENFERMEDADES

By  | 

En este post te enumeramos las cinco causas de enfermedades para que puedas saber cual la causa que motiva a somatizar la enfermedad que padeces tu o tus seres queridos.

1) NATURALES O FISICAS
La primera causa de las enfermedades es cuando violentamos nuestro cuerpo físico con excesos, con mala alimentación, con drogas, alcohol, condiciones ambientales adversas, carencias de nutrientes, etc, Cualquier desequilibrio hacia nuestro cuerpo activara una reacción de compensación sintiéndose el malestar o enfermedad.
Los desarreglos físicos debilitan el cuerpo eterico y el organismo físico enferma por acción refleja. El cuerpo etérico tiene su centro en el Bazo. A través del Bazo penetran en el organismo las energías solares, que son el principio vital de todo lo existente. El cuerpo etérico es un duplicado exacto del cuerpo físico, y está hecho de Tatwas, es decir vibración de las partículas etericas o subatómicas.
Los Tatwas vibran y palpitan intensamente con el impulso de poblaciones de elementales e influencias de las estrellas. Por lo tanto debemos estar en armonía con la naturaleza, compenetrarnos con la luz solar, con el agua pura, sentir el fresco aire y la fuerza de la tierra. Así mismo alimentarnos con disfrute de todos los alimentos que da la naturaleza porque cada uno de ellos tienes una parte de la energía específica que necesitamos.
“Que tu alimento sea tu medicina y que tu medicina sea tu alimento”, decía Paracelso.

2) ASTRALES ( DESEO v/s SENTIMIENTO)
La luz astral es la base de todas las enfermedades y la fuente de toda vida. Toda enfermedad, toda epidemia tiene sus larvas astrales, que, al coagularse en el organismo humano, producen la enfermedad.
Pero la causa astral de las enfermedades es el deseo y los malos sentimientos, o sentimientos egoicos, los cuales debemos transmutar en sentimientos puros y nobles para sanar nuestro cuerpo astral y no plasmar enfermedades después en el físico.
Debemos evitar el trato con personas malvadas, pues esas personas son centros de infección astral. Debemos tener nuestras casas aseadas, tanto en lo físico como en lo astral. Los depósitos de desorden y basura están siempre llenos de larvas infecciosas. Las sustancias odoríferas queman las larvas.
Pero la clave principal para evitar estas enfermedades es transmutar los sentimientos negativos, que contaminan el cuerpo, al prójimo y a la naturaleza, por sentimientos puros, amables, nobles, para oxigenar el cuerpo y la naturaleza, y recibir así las bendiciones o retroalimentación de la naturaleza para nuestra salud.
Debemos combatir todo deseo que siempre es egoico y cambiarlo por el Sentir del Ser, que nos llena de vida y salud.

3) MENTALES (PENSAMIENTOS NEGATIVOS v/s POSITIVOS)
El pensamiento positivo es una bendición para la Naturaleza y el Cosmos. Así mismo el pensamiento negativo, o malicioso es veneno para el cuerpo y para la naturaleza.
El Caduceo de Mercurio nos muestra cómo el cerebro esta relacionado con los órganos sexuales a través de la columna vertebral. Al pensar mal ensuciamos las aguas seminales y envenenamos el cuerpo. Al pensar positivo edificamos la mente transmutando las energías sexuales que al subir al cerebro nos dan el poder de decretar nuevas causas y expandir la vida.
Los hombres masturbadores engendran “súcubos” y las mujeres masturbadoras engendran “íncubos”. Estas larvas incitan a sus progenitores a repetir incesantemente el acto que les dio vida. Remedio eficaz para librarse de ellas es llevar Azufre entre los zapatos.
Los valores positivos traen salud y dicha. Los valores negativos se materializan en enfermedades y amarguras. La viruela es el resultado del odio. El cáncer de la amargura, la tristeza y de la fornicación. La mentira desfigura la figura humana engendrando hijos monstruosos. El egoísmo extremado produce la lepra. Se es ciego de nacimiento por pasadas crueldades. La tuberculosis es hija del ateísmo.
Cada defecto humano, es pues, un veneno para el organismo y gradualmente va plasmando enfermedades.
Renunciemos a nuestros pensamientos equivocados antes de que se plasmen en enfermedades, quistes, cálculos, tumores, cáncer, alergias, malfuncionamiento de órganos, etc.

4) ESPIRITUAL (DESCONEXION CON EL SER)
Debemos gobernar las emociones con el pensamiento, y el pensamiento con la Voluntad, y la Voluntad con la Conciencia.
La Conciencia es la manifestación del Ser, del espíritu de cada unidad cósmica y si no se manifiesta no hay conciencia, no hay fuerza ordenadora, y los pensamientos se degradan en reacciones entrópicas o en objetivos inorgánicos, desobedientes a la voluntad de Dios.
El mayor mal de la sociedad occidental es la desconexión con Dios, el vivir sin tener presente la voluntad del Padre en todas las acciones. Esta situación va hundiendo gradualmente el alma en zonas inferiores apareciendo todo tipo de enfermedades nerviosas, mentales, depresión, ansiedad, crisis de pánico, miedos y un sinfín de manifestaciones patológicas en el cuerpo como resultado de esta desconexión con el espíritu del cuerpo.
Solo la reconexión con el Sol Central de la Unidad Cósmica, con el Real Ser, la única verdad de una persona, se revierten todas las enfermedades sicológicas y siquiátricas.

5) DIVINAS (CONSECUENCIAS DE VIDAS PASADAS)
Dice H. P. Blavatsky: “Karma infalible que ajusta el efecto a la causa en los planos físicos, mentales y espirituales del Ser, así como ninguna hasta la más pequeña, desde la perturbación cósmica, hasta el movimiento de nuestras manos, y del mismo modo que lo semejante produce lo semejante, así también karma es aquella ley invisible y desconocida que ajusta sabia, inteligente y equitativamente, cada efecto a su causa haciendo remontar ésta hasta su productor”.
Si nos morimos sin estar al día con nuestras deudas, sin haber compensados nuestras malas acciones con buenas obras, nos morimos en deuda con la ley divina y al volver a nacer venimos con desventaja que en algunos casos son enfermedades karmicas, consecuencias de vidas pasadas.
Al abandonar el alma el cuerpo físico por causa de la muerte, se lleva todos sus valores de conciencia. Al reencarnar en un nuevo cuerpo físico trae todos estos valores de conciencia, tantos buenos como malos. Estos valores son energías positivas y negativas.
El peor género de enfermedades son aquellas engendradas por karma. La viruela es el resultado del odio, la Difteria es el fruto de las fornicaciones de pasadas vidas. El cáncer es también el resultado de la fornicación y de sentimientos negativos permanentes.
La tuberculosis o peste blanca, es el resultado del ateísmo y materialismo en pasadas vidas. La crueldad engendra la ceguera de nacimiento. El raquitismo es hijo del materialismo. La malaria proviene del egoísmo, etc. Centenares de otras enfermedades tienen su origen en las malas acciones de nuestras pasadas vidas.
El mejor negocio en nuestra vida es hacer buenas obras para compensar nuestros errores y poder estar al día con la ley divina y humana.
Cuando el alma obedece a la ley, el resultado es la alegría, la felicidad y la salud perfectas.

2 Comments

  1. Claudia Schrotlin

    14/03/2016 at 03:07

    Deprimirse baja las defensas y eso enferma

  2. Virginia Espinosa Sanchez

    13/03/2016 at 21:50

    Interesante. Gracias.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *