Inteligencia Emocional

14 SIGNOS DE QUE ERES UN SUPERDOTADO EMOCIONAL

By  | 

Damos mucha importancia a tener un alto cociente intelectual, sin embargo en una sociedad tan automatizada y con una inteligencia artificial tan desarrollada es cada día más importante tener un alto cociente emocional, o sea una buena inteligencia emocional. Descubre 14 signos de que eres un superdotado emocional, o de cómo llegar a serlo.

1.Sabes que los pensamientos se forman como frases u oraciones en tu mente (por ejemplo, yo no soy lo suficientemente bueno) y los sentimientos se forman como sensaciones en tu cuerpo (como el desamor, exasperación, ansiedad). Y sabes que ambos, pensamientos y sentimientos van y vienen -no tienes que hacer nada con ellos, salvoo reconocerlos con atención y compasión.

2. Tienes un vocabulario emocional fuerte. Sabes que hay más de una descripción de tu experiencia de “triste”, por ejemplo. Tal vez estás decepcionado. O estás desesperado. O estás de duelo. Sabes cuando te sientes irritable o baja, y sabes cuando te sientes vacía.

3. No tienes miedo de tus propios sentimientos, incluso las más difíciles. Haces espacio para ellos en lugar de evitarlos o adormecerte ellos.

4. No tienes miedo de los sentimientos de los demás, incluso las más difíciles. Creas un espacio seguro para que puedan ser expresados en lugar de cambiar el tema o buscar una excusa para salirte de ello. Es por ello que la gente se siente muy cómoda contigo y en seguida se relacionan contigo en un nivel de intimidad muy profundo.

5. No eres reactivo. Aunque eres consciente de que estás sintiendo algo, reaccionas intencionalmente y no por instinto (por ejemplo no juras o rompes cosas).

6. Tienes empatía por los demás. Puede imaginar y comprender los sentimientos que te hayan comunicado, incluso sin comunicártelo sabes cómo se encuentran las personas que se encuentran a tu alrededor.

7. Estás en contacto con las sensaciones corporales que experimentas en respuesta a la emoción.
Reconoces sentimientos como la culpa, la ansiedad, la angustia y el dolor en tu cuerpo. De qué manera respiras, qué parte de tu cuerpo se tensa o sufre algún tipo de cambio ante determinada emoción, eso te dalas claves para actuar sobre la parte corporal a la vez que te avisa de la emoción.

8. Puedes decir fácilmente cuando el compañero, amigo o miembro de la familia se siente mal sin que ellos lo hayan dicho. Puedes leer en ellos como un libro abierto

9. Ajustas tu comportamiento en función de con quién estás. Has sido llamado un camaleón social o te han dicho que te llevas bien con todo el mundo. Sabes lo que es socialmente deseable y lo que no se acopla a tu entorno. Todo ello desde la asertividad, no es una cuestión de hipocresía o falsedad… es como cuando modelamos nuestra voz y nuestra postura para hablar con niños…

10. Prosperas en un papel de liderazgo. No tienes ningún problema en liderar proyectos o en ser el capitán del equipo. Y hablamos de liderazgo porque la persona con alto cociente emocional es un lider natural, alguien a quién la gente sigue voluntariamente, no un jefe impuesto por enchufismo o poder.

11. Te gusta hacer preguntas a la gente sobre ellos. Estás realmente interesado en sus vidas e historias. Escuchando con atención es como amplías tu paradigma de la vida, tu empatía y en definitiva tu inteligencia emocional.

12. Conoces tus valores y son una guía para ti Esta es la clave de tu coherencia…Debajo de todo, estás en contacto con lo que te conduce, tus valores son el norte en tu brújula emocional, es por ello que para la gente apareces como alguien confiable.

13. Sabes la importancia de escuchar a tu corazón. No siempre vas con la elección “lógica”, ya sea la hora de elegir un par de zapatos o la elección de un socio.

14. Sabes cómo trabajar un ambiente. Sobresales en una fiesta de boda o de Navidad, incluso cuando no conoces a nadie. Ocurre por dos motivos, en primer lugar adaptarse al medio de forma automática es una de las claves de la Inteligencia Emocional, además a todos nos gusta acercarnos a las personas que proyectan su coherencia y confiabilidad.

15. Eres capaz de lidiar con el conflicto. No lo evitas y no te pones agresivo en respuesta al mismo, haces uso de tus recursos empáticos, del control de tus emociones y de tu asertividad enfocándote en la solución y no en el conflicto

16. No descarrilas una meta por un solo (o varios) retroceso (s). Te sacudes el polvo y vuelves a intentarlo, o das un paso atrás y vas al objetivo desde un ángulo diferente. Una vez te enfocas más en la solución y sigues adelante.

¿Te reconoces en estos signos? Genial.

¿No eres así? No temas. A diferencia de tu coeficiente intelectual, que se mantiene relativamente estable a lo largo de tu vida, puedes aumentar tu cociente emocional con el tiempo y con la práctica. Merece la pena!

1 Comment

  1. Fatima Morales Báez

    Fatima Morales Báez

    12/07/2016 at 20:27

    Definitivamente
    Me faltan elementos para ser una superdotada emocional…

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *